Novedades del Automobile Barcelona 2021: Mercedes-AMG GT Black Series

El AMG GT Black Series es la máxima expresión de la deportividad para la firma alemana, con 730 CV de potencia y una aerodinámica heredada de la competición.


Mercedes-AMG encontró en el GT el perfecto sucesor al SLS como el coche que mejor encarna la deportividad de la marca. Un vehículo no disponible en el catálogo como Mercedes-Benz porque su única misión es emocionar al conductor con su rendimiento extremo y su dinamismo depurado. Hasta ahora, el AMG GT-R era la versión más radical del deportivo, con 585 CV de potencia y un color verde muy llamativo, pero, como también ocurrió con el SLS, faltaba una versión más extrema, la Black Series, expuesta en el Automobile Barcelona 2021.

Aunque bajo su larguísimo capó monta el mismo motor V8 biturbo de 4.0 litros que anima el resto de versiones del vehículo e incluso algún Aston Martin, su potencia se ha elevado hasta los 730 CV, siendo el AMG más potente, de momento, de la historia. Entrega 800 Nm de par al eje trasero a partir de la transmisión AMG Speedshift automática de siete velocidades. Es capaz de acelerar de 0 a 100 en 3,2 segundos y de alcanzar los 325 km/h de velocidad máxima.

Pero no todo es potencia, sino que AMG ha recurrido a elementos de competición, heredados del AMG GT GT3 y del GT4 Competición, como el fondo plano o un alerón trasero ajustable, para mejorar su aerodinámica y hacerlo preciso y rápido en las curvas. El resultado es un tiempo en el ‘Infierno Verde’ de Nürburgring de 6:48,047.

Todo, por un precio que supera los 400.000 euros, cifra engordada por la mejora de su mecánica y materiales como la fibra de carbono. Dispone de sistemas de seguridad a la conducción como la frenada de emergencia, el detector de ángulo muerto o la alerta de cambio involuntario de carril. Al fin y al cabo, es un coche de calle.

También »  Alonso cumple 40 con más de media vida en la cresta de la ola