Todas las fotos y novedades de los BMW M3 Competition y M4 Competition Coupé

Los BMW M3 Competition y M4 Competition Coupé montan un vigoroso motor de seis clindros con 510 cv de potencia que les permite alcanzar los 100 km/h en menos de 3,9 segundos

BMW desvela por fin los nuevos M3 Competition y M4 Competition Coupé, que representan los modelos más deportivos y avanzados de su gama compacta. Con un aspecto radical basado en la nueva línea de diseño de la marca bávara, un propulsor súper vigoroso y la tecnología más vanguardias, ambos modelos son capaces de brindar el máximo confort para el día a día, y prestaciones de competición en circuito.

La razón de ser de los M3 Competition y M4 Competition Coupé se esconde bajo el capó, que alberga un motor de seis cilindros en línea con tecnología M TwinPower Turbo con 510 cv de potencia, asociado a caja de cambios automática M Steptronic de 8 velocidades con Drivelogic. A partir del verano de 2021, se podrá escoger además el sistema de tracción total M xDrive.

El propulsor genera nada menos que 650 Nm de par motor, que se entrega entre 2.750 y 5.500 rpm. Lo que junto a los 510 cv permite que ambos modelos aceleren de 0 a 100 km/h en sólo 3,9 segundos, y rebasen los 200 km/h en apenas 12,5 segundos. Y todo ello acompañado del brutal sonido que emanan sus tubos de escape, dotados de un sistema con válvulas de mariposa de accionamiento eléctrico.

Para los nuevos BMW M3 Competition y BMW M4 Competition Coupé se ha ajustado específicamente la caja de cambios de 8 velocidades M Steptronic con Drivelogic para lograr un un óptimo escalonamiento de sus relaciones, perfectamente ajustadas a las características del motor. Además, el conductor puede tomar el control en cualquier momento a través de las levas del volante o con la palanca selectora.

El ‘piloto’ también podrá decidir sobre el comportamiento general del vehículo, a través de tres modos de conducción: Road y Sport y Track, diseñado exclusivamente para su uso en circuito añadido a todas las características que ofrece el M Drive Professional. Además, a través del botón ‘Setup’ de la consola central se puede acceder directamente a las opciones de configuración de motor, chasis, dirección y sistema de frenos, además de -según versión y especificaciones- el sistema M xDrive y el control de tracción. Además, se pueden memorizar hasta dos configuraciones personalizadas que podrán activarse de forma instantánea en cualquier momento desde los botones M del volante.

La inclusión de serie del M Dynamic Mode abre la puerta a una experiencia de conducción especialmente deportiva, que permite deslizamientos controlados en curva. Y opcionalmente se puede acceder por primera vez al sistema ‘M Drive Professional’, que incluye el nuevo e innovador Control de Tracción M, que permite que la nueva función integrada del sistema DSC de deslizamiento limitado de las ruedas se ajuste (en diez niveles) a las preferencias de conducción.

El sistema de tracción total M xDrive tiene un reparto con predominio del tren trasero que se conecta con el Diferencial M Activo. El conductor puede acceder al menú de configuración para elegir entre los modos de conducción 4WD y 4WD Sport, este último envía una mayor proporción de par motor a las ruedas traseras. Al desactivar el control dinámico de estabilidad (DSC), se envía toda la potencia sólo a las ruedas traseras y suspender las intervenciones del control de estabilidad, lo que se traduce en una experiencia de conducción completamente pura para conductores expertos.

En estas situaciones es necesario un chasis capaz de hacer frente a las fuerzas de torsión en circuito para que el conductor siempre tenga el máximo control del vehículo. Por ello los nuevos BMW M3 Competition y BMW M4 Competition Coupé tiene un chasis extremadamente rígido. Un conjunto de elementos de refuerzo específicos para el vano del motor, un subchasis del eje delantero con panel de aluminio reforzado para aumentar su resistencia transversal, elementos de refuerzo bajo el piso y un subchasis en el eje trasero con una conexión rígida a la carrocería, contribuyen a generar una gran precisión y control del coche incluso en situaciones extremas en circuito.

La suspensión adaptativa M con amortiguadores controlados electrónicamente, la cinemática y la elastocinémática específicas M para los ejes delantero y trasero son características de los nuevos BMW M3 Competition y BMW M4 Competition Coupé. También tienen la dirección M Servotronic con desmultiplicación variable y una versión M específica del sistema de frenado integrado, que permite al conductor seleccionar dos ajustes diferentes para el tacto del pedal de freno. De serie, ambos modelos incluyen llantas de aleación ligera M, en 18 pulgadas de diámetro en el eje delantero y 19 en el trasero. Los neumáticos tienen unas dimensiones de 275/40 ZR18 delante y 285/35 ZR19 en la parte trasera.

DEPORTIVIDAD A SIMPLE VISTA

El diseño de los BMW M3 Competition y BMW M4 Competition Coupé transmiten a primera vista las prestaciones que son capaces de ofrecer con sus potentes motorizaciones. Lo más llamativo de su aspecto exterior es sin duda la parrilla con los grandes riñones verticales y barras horizontales. Tampoco pasan desapercibidos los abultados pasos de rueda con branquias M y los prominentes faldones laterales que continúan su línea con aditamentos en los faldones delantero y trasero. Ambos modelos cuentan con un techo de polímero reforzado con fibra de carbono (CFRP) con aletas longitudinales de optimización aerodinámica, un alerón trasero y los tubos de escape dobles como seña de identidad de los modelos M.

También son comunes en estos dos BMW deportivos los faros Full-LED de serie, mientras que los láser se pueden montar como opción. La selección de acabados de pintura exterior incluye los nuevos y exclusivos tonos: amarillo Sao Paulo, rojo Toronto y verde Isla de Man. Desde su lanzamiento, en opción se encuentran disponibles el paquete exterior M Carbon y los elementos específicos BMW M Performance.

En el interior encontramos nuevos asientos deportivos M con ajustes eléctricos y el tapizado de cuero Merino de serie, con la opción por primera vez de asientos ventilados. Un aspecto destacado de la lista de opciones son los nuevos asientos M tipo bucket con estructura de carbono, que combinan la sujeción y ligereza de los modelos de competición con el confort y excelente acabado para largos desplazamientos. Estos innovadores asientos tienen reposacabezas integrados que pueden desmontarse para la conducción en circuito, una placa de modelo iluminada y ajuste eléctrico. Su estructura, inspirada en los coches de competición, también permite el uso de cinturones de seguridad multipunto.

Equipamiento de auténtico lujo

Estos modelos representan el tope de gama de la Serie 3 y la Serie 4, y por tanto cuentan con la dotación de equipamiento más elevada y exclusiva posible para ofrecer una experiencia de uso insuperable tanto en largos trayectos como en circuito. No en vano, estrenan sistemas inteligentes de asistencia a la conducción de última generación que facilitan el trabajo del conductor en situaciones monótonas o dificultosas en carretera. Ambos modelos cuentan de serie con control de distancia de aparcamiento (PDC) con sensores en la parte delantera y trasera, aviso de colisión frontal y aviso de salida del carril, además del sistema de detección de señales de tráfico Speed Limit Info. Las opciones incluyen el Driving Assistant Professional, asistente de dirección y cambio de carril, la navegación activa, el asistente de carril de emergencia, BMW Drive Recorder y la última generación del BMW Head-Up Display con pantallas M específicas de serie. El asistente de aparcamiento (Parking Assistant) con asistente de Marcha atrás se encuadra dentro del equipamiento opcional.

De serie ambos inluyen el climatizador automático de tres zonas, la iluminación interior LED -incluida la iluminación ambiental- y un sistema de altavoces de alta fidelidad que mejora el confort en la conducción del día a día así como en las distancias más largas. El BMW Live Cockpit Profesional, con su conjunto de pantallas totalmente digitales, el sistema de navegación basado en la nube BMW Maps y el asistente personal inteligente BMW (BMW Intelligent Personal Assistant), también forma parte de la dotación de serie en los nuevos BMW M3 Competition y BMW M4 Competition Coupé. Además, la actualizada integración del smartphone permite el uso tanto de Apple CarPlay como de Android Auto a través del sistema operativo del coche.

El lanzamiento al mercado de los nuevos BMW M3 Competition y BMW M4 Competition Coupé se iniciará en marzo de 2021.

También »  Turbo rotondas: ¿sabes qué son y cómo funcionan?