10 mitos sobre los coches eléctricos

Actualmente existen muchos mitos sobre los coches eléctricos, que se deben principalmente a la falta de educación sobre este tipo de movilidad

A pesar de que el interés en los vehículos eléctricos sigue creciendo constantemente y de que el Gobierno planea eliminar gradualmente la venta de los vehículos convencionales de gasolina y diésel para el año 2040, son muchos los usuarios que todavía desconfían de los vehículos ecológicos.

Según un estudio realizado por Hyundai en Reino Unido, casi una quinta parte de los propietarios de vehículos de combustión rechaza la idea de adquirir un coche eléctrico porque temen conducir en condiciones climatológicas adversas, como por ejemplo una tormenta eléctrica. Por otro lado, el 22% de los conductores de coches de gasolina y diésel admiten no sentirse seguros cargando un vehículo eléctrico.

Actualmente existen muchos mitos sobre los coches eléctricos, que se deben principalmente a la falta de educación sobre este tipo de movilidad. De hecho, el 28% de los conductores admite no saber lo suficiente sobre este tipo de vehículos. Por ello, Hyundai UK ha decidido aclarar las diez principales preocupaciones de los usuarios respecto a la movilidad cero emisiones.

¿Te genera ansiedad la autonomía?

No debes preocuparte por la autonomía de un coche eléctrico convencional, puesto que suelen cubrir de 160 a 320 kilómetros con una sola carga e incluso más en algunos modelos con autonomías de más de 482 kilómetros. Por ejemplo, el Hyundai Kona Eléctrico alcanza los 450 kilómetros con una sola carga.

En palabras de Sylvie Childs, responsable senior de Producto de Hyundai Motor UK: “Con los primeros coches eléctricos, la autonomía era un problema que teníamos que abordar, pero en la actualidad puedes recorrer casi 300 millas (482 km) con una sola carga y esta cifra aumentará aún más con el tiempo. El vehículo de pila de combustible de hidrógeno Nexo puede viajar aún más lejos gracias a una autonomía de más de 400 millas (643 km) y necesita menos de cinco minutos para repostar el tanque de hidrógeno”.

¿Te preocupa no encontrar un punto de recarga?

Actualmente hay más de 14.500 puntos de recarga públicos en más de 9.000 ubicaciones en el Reino Unido y además, la red está creciendo rápidamente. Respecto a nuestro país, a día de hoy existen más de 13.500 puntos de recarga públicos, por lo que cada vez es más fácil cargar un vehículo eléctrico.

¿Crees que un coche eléctrico es demasiado caro?

Cada vez hay opciones más asequibles y competitivas para adquirir vehículos cero emisiones. También hay que tener en cuenta que los eléctricos son más baratos de mantener que los vehículos de combustión convencionales. Asimismo, en España existen distintas ayudas a la compra de vehículos eléctricos.

¿Te preocupa la velocidad de los vehículos eléctricos?

El mito de que los vehículos eléctricos son más lentos no es cierto. La entrega instantánea de par significa que los coches eléctricos pueden acelerar tan rápido o incluso mucho más rápido que sus equivalentes de gasolina o diésel. Por ejemplo, el Hyundai Kona eléctrico es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en solo 7,9 segundos.

¿Crees que no puedes meter un coche eléctrico en un túnel de lavado o conducir en una tormenta eléctrica?

Desde pequeños nos han dicho que no debemos mezclar nunca la electricidad con el agua. No obstante, cuando se trata de un vehículo eléctrico, es totalmente seguro usar un túnel de lavado y además, no existe ningún riesgo adicional por conducir durante una tormenta eléctrica. Según Sylvie Childs: “No hay absolutamente ningún riesgo adicional de conducir en una tormenta eléctrica: son tan seguros como un automóvil de gasolina o diésel”.

¿Hay suficientes opciones en el mercado?

El mercado de vehículos eléctricos está creciendo rápidamente. De hecho, Hyundai ofrece actualmente una gran variedad: coches híbridos, híbridos enchufables, eléctricos de batería y eléctricos de pila de combustible de hidrógeno.

¿Te preocupa el reciclaje de las baterías?

Las baterías de los coches eléctricos se pueden reciclar del mismo modo que las de los coches de gasolina o diésel. Las celdas pueden utilizarse para almacenar energía solar y eólica, o pueden descomponerse para reutilizar sus elementos más valiosos.

¿Son seguros los vehículos eléctricos?

Los coches eléctricos se someten a las mismas rigurosas pruebas de seguridad que los vehículos de combustión, por lo que cumplen con los mismos estándares de seguridad.

¿Te preocupa la cobertura de averías?

No debes preocuparte por ello, puesto que actualmente la mayoría de las aseguradoras brindan servicios para todos los vehículos, ya sean eléctricos o convencionales.

¿Temes que un eléctrico no alimente tus necesidades como amante de los coches?

Un vehículo eléctrico no te decepcionará, ya que tan pronto como presiones el acelerador, la transición desde parado a máxima velocidad es casi instantánea, por lo que las sensaciones de conducción son excelentes.

También »  Vespa celebra su 75 Aniversario con 19 millones de unidades vendidas