Kia muestra su visión de SUV grande eléctrico, y premium, con el Concept EV9

La marca surcoreana anticipa cómo será el EV9, un SUV de tamaño grande que llegará en 2023.

Kia arrancó el año pasado rediseñando su logotipo como ejemplo de la transformación que está acometiendo, en la que pasará de ser un fabricante tradicional de coches a una compañía de servicios y soluciones de movilidad. Su voluntad es, además, ser una referencia de electrificación y movilidad 100% eléctrica. Desde entonces, ya han llegado dos modelos, el nuevo Sportage y el EV6, que significan el primer paso hasta la visión de futuro que tiene la compañía surcoreana. Futuro en el que prevén sentar las bases de una nueva movilidad, eléctrica, cómoda y conectada. Para adelantar lo que Kia tiene en mente, presenta el Concept EV9, su SUV grande, y premium, del futuro.

Kia confirma que este prototipo es “un anticipo de lo que está por venir”, un coche que “fusiona una estética que inspira y hace reflexionar, un habitáculo que redefine los parámetros de lo que debe ser el espacio interior de un SUV y un sistema de propulsión totalmente eléctrico”. La compañía también ha anunciado que la versión de producción para Europa de este vehículo llegará en 2023, convirtiéndose, tras el EV6, Car of the Year 2022, en la segunda aventura eléctrica de la nueva era de la marca.

El EV9 se posicionará directamente por encima del EV6 en su gama SUV, con un tamaño de 4,93 metros de largo, 2,05 metros de ancho y 1,79 metros de alto, además de una distancia entre ejes de 3,1 metros que se antoja imprescindible para los grandes planes que Kia tiene para el habitáculo. Se basa sobre la plataforma E-GMP de Hyundai-Kia, la misma que el EV6, y su concepto de diseño parte de la misma filosofía de ‘opuestos unidos’ que la marca ya ha estrenado, de nuevo, con el EV6 y también con el Sportage.

Una sala de estar

El interior quizá sea el apartado más revolucionario del EV9. Su enorme distancia entre ejes permite incluir tres filas de asientos. Según explica la marca, se ha diseñado bajo la premisa “Bold for Nature” de la filosofía ‘opuestos unidos’, buscando una experiencia aventurera y un diseño extrovertido y recreativo. En el interior, esta idea se traduce en un espacio amplio, a base de líneas rectas en el que una pantalla de 27 pulgadas toma el protagonismo para la instrumentación y el sistema de infoentretenimiento, así como la climatización y otras funciones. El volante emerge al arrancar desde el salpicadero, con lo que, con el coche parado, el diseño es aún más limpio.

Para mejorar la experiencia del conductor y los acompañantes, el EV9 incluye tres modos de habitáculo, el Active, el Pause y el Enjoy. El primero es el indicado para la marcha, volante en mano y el más tradicional. El segundo gira los asientos delanteros para orientarlos hacia la tercera banqueta y pliega la segunda fila para crear un salón con una mesa en el que relajarse. Finalmente, el modo Enjoy orienta todos los asientos hacia atrás y abre el portón del maletero para conectar con el exterior.

En cuanto a los materiales, Kia dice inspirarse en el concepto “Water Element” de su filosofía de diseño, que busca la calma y el bienestar tanto en el exterior, que se traduce en el color azul cielo en el que se ha presentado, y en el interior con tejidos a partir de botellas de plástico recicladas, fibras de lana. El suelo del habitáculo se ha formado a partir de redes de pesca recicladas. El incremento de este tipo de materiales y la reducción del uso de cuero animal será una de las prioridades de Kia a partir de ahora.

Diseño exterior

Siguiendo las premisas de diseño antes mencionadas, Kia ha buscado crear un coche robusto, de aspecto futurista y tecnológico que no renuncia a la fluidez para crear un perfil sencillo pero con mucho carácter gracias a líneas muy marcadas que crean un contraste elegante. Elementos característicos de la marca como el frontal ‘Tiger Face’ siguen presentes, aunque en este caso evoluciona hacia un concepto digital, con una firma lumínica, que Kia define como mapa de estrellas, que aparece y desaparece bajo el panel de la carrocería según su necesidad. La nueva forma de la parrilla permite un mayor trabajo aerodinámico.

Como gran novedad destaca un panel solar en el conductor de ventilación en el capó para otorgar energía extra al vehículo o proporcionarle cierta carga en caso de no estar cerca de un cargador. Las barras del techo se pueden plegar hacia el interior cuando no son necesarias para mejorar también la eficiencia aerodinámica. El conjunto lo culminan unas enormes llantas de 22 pulgadas de diseño aerodinámico y un techo panorámico translúcido envolvente, clave para el modo Pause del interior.

Kia no ha ofrecido detalles sobre la motorización que equipa este prototipo, ni detalles más concretos sobre cómo será la versión de producción final.

También »  Estas son las 12 partes del coche que debes revisar para aprobar la ITV