Probamos a fondo el Lexus UX 250h con su motorización híbrida

El Lexus UX 250h nos conquista por su comportamiento y calidad general, dignas de los modelos más representativos y exclusivos de la firma de lujo japonesa

En esta ocasión nos ponemos a los mandos del Lexus UX 250h, el crossover compacto que supone la entrada a la gama de la firma de lujo japonesa. La unidad probada no monta el motor 100% eléctrico recién lanzado UX 300e) sino el híbrido de 184 CV.

Con 4,49 metros de longitud, 1,84 de anchura y 1,52 de altura, el ofrece un diseño, vanguardista y pensado para favorecer la aerodinámica, como se aprecia en los pilotos traseros, los abultados pasos de rueda o las llantas de 17 y 18’’. Gracias a todas estas piezas junto con una insonorización increíble del habitáculo se logra un silencio de rodadura extraordinario.

Pero si el exterior ya está trabajado, donde Lexus da el auténtico do de pecho con este modelo es en su interior. Pese a ser el modelo de acceso a la marca, nada tiene que envidiar por calidad, materiales, ajustes, tecnología y acabados a los más exclusivos representantes de la firma de lujo japonesa.

Todos los elementos utilizados en la configuración del habitáculo tienen una gran calidad, siendo atractivos a la vista y agradables al tacto. La verdad es que da la sensación de que los maestros de Lexus han trabajo con una minuciosa atención al detalle y de una forma artesanal para transmitir una gran sensación de lujo y confort.

Por ser el benjamín de la familia también se podría pensar que el Lexus UX 250h está infradotado tecnológicamente frente a sus hermanos mayores, pero nada más lejos de la realidad. Este modelo monta de serie una pantalla EMV –Electro Multi Vision– de 7 pulgadas, mientras que opcionalmente puede aspirar al sistema de navegación Lexus de 10,3 pulgadas. La instrumentación también cuenta con una pantalla digital de 7 pulgadas que, según versiones, se acompaña de un avanzado Head-Up display. La mayoría de elementos que se reflejan en estas pantallas se controlan desde el volante multifunción o desde el trackpad con opción de escritura que se sitúa en la consola central.

Los pasajeros delanteros gozan de dos amplias plazas, algo que no se puede decir de los ocupantes de los asientos traseros, que al igual que el maletero, van algo justo de espacio para un modelo de las dimensiones del UX. La zona de carga apenas cubica 320 litros.

Comportamiento de coche grande

EL UX es un crossover de ajustadas dimensiones, pero a sus ocupantes les transmite la sensación de ir a bordo de un modelo de categoría superior. No por el espacio pero sí por una calidad de vida a bordo y de un confort que son una auténtica referencia en su segmento. Y esto es gracias a una soberbia estabilidad, a una insonorización y aislamiento del interior inmejorable y a una suavidad de rodadura sencillamente extraordinaria.

Si bien el cambio de marchas D-CVT de tipo variador continuo no es lo más aconsejable para una conducción dinámica, sí tiene la ventaja de ser extremadamente suave, y agradable en conducciones relajadas como las que afrontamos en nuestro día a día. Además se conjuga a la perfección con el motor eléctrico de esta versión híbrida.

Lexus UX 250h
Lexus UX 250h

El Lexus 250h combina un motor de gasolina de 2.0 litros, un nuevo transeje híbrido, una nueva batería compacta y una nueva unidad de control de la energía. Para entregar una potencia total de 184 cv, que se traduce en unas prestaciones más que destacables. Las reacciones de este conjunto propulsor son progresivas pero no faltas de contundencia, lo que supone una combinación perfecta para mover al coche con gran agilidad pero sin estridencias que puedan estresar la conducción relajada y agradable que se espera de este modelo.

Además, el UX 250h es extremadamente eficiente, ya que anuncia un consumo combinado de 4,1 litros si bien a nosotros nos costó que bajase de 5,5 litros, lo cual ya es una cifra más que aceptable para un coche de su tamaño y peso (1.615 kg).

También »  El análisis del Gran Premio de Rusia de F1