Volkswagen ID Buzz: La ‘Bulli’ eléctrica del siglo XXI

La marca alemana estrenará el 9 de marzo su primera furgoneta 100% eléctrica, con dos versiones de batería y un motor de 204 CV de potencia.

Cosas de familia: ID3ID4ID5… ID BuzzVolkswagen sigue completando su estrategia 100% eléctrica y lo hace con un modelo que recoge la esencia de la ‘Bulli’, la furgoneta más mítica de la historia, y la transporta a una nueva era en la que la tecnología y la eficiencia juegan un papel determinante. Desde Prensa Ibérica hemos tenido el privilegio de probar por primera vez los dos modelos que se presentarán en público el 9 de marzo y que la marca alemana comercializará en Europa a partir de septiembre. Los responsables de la marca nos han ofrecido dos versiones para probar, la ID Buzz y la ID Buzz Cargo, dos modelos con los que atacará de inicio el mercado a la espera de la llegada de una versión larga. En 2023 también presentarán una ID Buzz más básica denominada Pure.

Plataforma MEB

El concepto 100% eléctrico de la ID Buzz se basa en la plataforma MEB del Grupo Volkswagen (la misma que monta la família ID), lo que le permite conseguir un buen rendimiento energético. Tanto la versión ID Buzz como la ID Buzz Cargo tienen mucho en común con el prototipo que se presentó en el salón de Detroit de 2017 (Buzz1), y su diseño se inspira el la icónica T1 (’Bulli’). Destaca el gran logo de Volkswagen en el frontal, con luces Led (led matrix en opción) y una trasera, también con luces Led) muy elegante que nos gustó mucho. La marca anuncia que ofrecerá 11 colores distintos, algunos de ellos bitono.

También recoge el testigo de la versión 100% eléctrica que en el año 1972 se equipó con un motor eléctrico de 32 kW, baterías de ácido de 21,6 kWh y que otorgaba una velocidad máxima de 75 km/h. Hoy, 50 años después, el mito toma forma con la nueva ID Buzz con una batería de iones de litio de 77 kWh, un motor de 150 kW (204 CV) y una velocidad máxima de 145 km/h.

Sus dimensiones son de 4,71 metros de largo, 1,93 de alto y 1,98 de ancho, presentando una distancia entre ejes de 2,98 metros (lo que permite ese radio de giro anteriormente mencionado de 11 metros). El motor está situado sobre el eje trasero (como en las primeras versiones de la ‘Bulli’), una de las ventajas de la plataforma MEB. Se presenta con puertas laterales deslizantes y con propuestas de portón o doble puerta en la parte posterior.

La versión de pasajeros se presentará, de entrada, con cinco plazas (aunque probablemente lleguen más con la versión larga), mientras que la propuesta Cargo nos anuncia un volumen de carga de 4 metros cúbicos. En lo referente al equipamiento tecnológico, pudimos comprobar buena parte de sus soluciones (eso sí, con un ingeniero sentado a nuestro lado). El diseño del salpicadero no variará mucho respecto al de la familia ID (muy parecido al del ID4), aunque las unidades que probamos iban camufladas también en el interior.

En cuanto a la recarga, dispone de una potencia máxima de 170 kW con cargador rápido CCS, pudiendo cargar entre el 5 y el 80% en tan solo 30 minutos. También ofrece carga bidireccional, pudiendo aportar energía al domicilio con el sistema HEMS (Vehicle to Home). 

También »  Descubre el nuevo BMW Serie 3 2019