Volvo XC40 Recharge: probamos el primer eléctrico de la marca nórdica

El Volvo XC40 Recharge con motor eléctrico ofrece 408 CV de potencia y una autonomía libre de emisiones de 418 kilómetros

Volvo acaba de presentar en España el XC40 Recharge, la versión 100% eléctrica de su SUV más exitoso, y ya hemos podido realizar una primera prueba por los alrededores de Madrid para disfrutar de las primeras sensaciones al volante.

Este modelo supone toda una revolución para la marca escandinava, ya que se trata de su primer modelo cero emisiones, e integra además un sistema operativo Android de Google totalmente compatible con su propio software, que se implantará posteriormente en todos los vehículos de la compañía.

Motor eléctrico de 408 CV

El Volvo XC 40 Recharge eléctrico puro supone la cuarta alternativa de propulsión del SUV compacto junto con las versiones de gasolina convencionales, microhíbridas e híbrida enchufable Twin Recharge.

Dispone de dos motores eléctricos, que en conjunto ofrecen 408 CV de potencia y 660 Nm de par motor. Al estar ubicados en ambos ejes, el XC40 Recharge disfruta de una tracción total permanente con un reparto del 50%, lo que eleva la capacidad de tracción y estabilidad del vehículo.

Volvo XC40 Recharge
Volvo XC40 Recharge

Estos motores eléctricos se alimentan de una batería de 78 kWh ubicada en el piso del vehículo que le otorga una autonomía libre de emisiones de 418 kilómetros. Una vez se agota la energía, se puede recargar a una potencia máxima de 150 kW en corriente continua, lo que permite disfrutar del 80% de la capacidad en tan sólo 40 minutos. De serie lleva un cargador de 11 kW para corriente alterna con el que la batería se recarga en unas 8 horas.

Diseño exterior e interior del Volvo XC40 Recharge

Sólo unos detalles estéticos distinguen a primera vista al Volvo XC40 Recharge de sus hermanos de gama. Al tratarse de un modelo totalmente eléctrico no necesita refrigeración para el motor, por lo que la parrilla frontal está totalmente carenada y es del mismo color que la carrocería. Existen siete colores a elegir, aunque siempre en contraste con el techo en color negro.

Otros detalles exclusivos de esta versión cero emisiones son: los distintivos ‘Recharge’ repartidos por distintos lugares de la carrocería, la lógica ausencia de tubos de escape, y las llantas de diseño específico: 19 pulgadas de serie y 20 pulgadas de modo opcional.

En el interior se mantiene el minimalismo, la elegancia, la calidad y la perfección de ajustes y acabados del XC40, a lo que se añade como única novedad en esta versión Recharge una instrumentación totalmente digital y adaptada por completo a las especificaciones de la conducción eléctrica. Este cuadro dispone de tres modos de visualización: Calma, que es el que viene por defecto con la información clásica; Navigation, con un gran mapa para mostrar frente al conductor la navegación por GPS; Car Centric, donde se muestran las ayudas a la conducción.

Por lo que respecta al espacio en el habitáculo, al conservar las mismas dimensiones del XC40 convencional, se brinda la misma habitabilidad interior, así como igual capacidad de carga en el maletero. La única diferencia es que debido a la posición del motor eléctrico trasero no se ofrece el hueco bajo el piso de 39 litros, pero se contrarresta con la disposición de un segundo maletero en el capó. Con 31 litros, este hueco es perfecto para llevar pequeños bultos o el cable de carga de forma permanente para que no moleste en el maletero principal.

Maletero frontal del Volvo XC40 Recharge
Maletero frontal del Volvo XC40 Recharge

Sistema de infoentretenimiento firmado por Google

El XC40 Recharge no sólo es un hito para Volvo por ser su primer coche totalmente eléctrico, sino también por estrenar un sistema de infoentretenimiento para Android con todas las tecnologías de Google integradas y totalmente compatibles con su propio software.

De hecho, Volvo fue la primera empresa automovilística que se asoció con Google para incorporar un sistema de infoentretenimiento que incluya nativamente servicios como Google Assistant, Google Maps y Google Play Store.

Ubicación de las baterías en el Volvo XC40 Recharge
Ubicación de las baterías en el Volvo XC40 Recharge

Google Assistant permite a los clientes manejar por voz determinadas funciones del vehículo, como controlar la temperatura, indicar un destino, poner música y podcasts en apps como Spotify y estar en contacto mediante mensajes. Además, y como comprobamos en la prueba, responde a casi cualquier petición como hacen los sistemas de asistencia que se instalan en casa: desde que te cante una canción, que te lea las noticias o que te responda a un sinfín de preguntas. A su vez, Google Assistant permite interactuar con los dispositivos Smart Home desde el vehículo Volvo, pudiendo encender las luces de tu hogar, activar el sistema de calefacción o refrigeración del hogar o abrir o y cerrar las cortinas. Todo depende del sistema de domótica instalado.

Otra gran ventaja de esta participación es la navegación integrada de Google Maps, que puede proporcionar mapas actualizados y datos de tráfico en tiempo real para mantener a los conductores informados sobre las condiciones del tráfico y sugerirles proactivamente rutas alternativas, así como indicarles las estaciones con puntos de recarga más cercanas. Estos mismos datos de mapas, sumamente detallados y actualizados, se usarán para mejorar la capacidad de los sistemas de asistencia al conductor (ADAS, Advanced Driver Assistance Systems) del XC40 ofreciendo información importante como límites de velocidad y curvas peligrosas. Todas estas funciones no se realizan a través del móvil de usuario, sino que emplean una SIM propia instalada en el vehículo.

Volvo XC40 Recharge
Volvo XC40 Recharge

Como decimos esta tecnología de Google está totalmente integrada con las funciones clásicas de Volvo On Call: precalentamiento del vehículo, búsqueda del automóvil en el aparcamiento, bloqueo y desbloqueo de las puertas a distancia y uso compartido del vehículo mediante una llave digital.

Además, el Volvo XC40 Recharge es el primero que permitirá actualizaciones de todos los aspectos de su software desde la nube, de modo que se podrá realizar online y sin necesidad de pasar por el taller del concesionario.

Precios y acabados del Volvo XC40 Recharge

El Volvo XC40 eléctrico ya se puede reservar y está previsto que las primeras unidades lleguen a España en el mes de junio. Disfruta de dos niveles: Acabado II y Acabado III, contando ya desde el primero con una extraordinaria dotación de serie en cuanto a tecnología de infoentretenimiento, conectividad y, sobre todo, seguridad. En el nivel de ‘acceso’ ya se cuenta con elementos de ayuda a la conducción como: City Safety, Pilot Assit, Advertencia de cambio de carril, Aviso entre coches Volvo de carretera resbaladiza y activación de luces de emergencia, Control de alerta de cansancio para el conductor, Control de descenso en pendientes, Sistema de alerta de tráfico cruzado, Reconocimiento de señales, y limitador de 180 km/h. Cabe recordar que Volvo ha sido la primera marca en limitar la velocidad de todos sus modelos a esta velocidad, una medida que ya se está extendiendo a otras firmas automovilísticas.

El Volvo XC40 Recharge con Acabado II, tiene un precio de tarifa de 52.286 euros, si bien habrá una versión de lanzamiento Premium Edition desde 51.260 euros, que con las ayudas del Plan Moves III puede estar disponible desde alrededor de 45.000 euros.

Volvo XC40 Recharge
Volvo XC40 Recharge

Volvo ofrece además la posibilidad de contratar un interesante pack de servicios por 2.337 euros que incluye: 3 años de mantenimiento (ó 100.000 kilómetros) y 3 años de seguro a todo riesgo. Además, se cuenta con una garantía oficial de 3 años para el vehículo y 8 años de garantía (ó 160.000 kilómetros) para las baterías.

El Volvo XC40 Recharge con Acabado III tiene un precio de tarifa de 58.412 euros, por lo que no puede acceder al Plan Moves III, y añade elementos premium como: Luces antiniebla en el paragolpes delantero, Asientos delanteros con regulación eléctrica, Asistente de aparcamiento con sensores delanteros, traseros y laterales, Cámara de 360 grados, Faros Full LED, sistema de audio Harman Kardon y Techo solar panorámico.

Del que todavía no desvelaron precios ni novedades fue del Volvo C40 Recharge, es decir la versión coupé del XC40 Recharge que llegará a nuestro país en 2022, y que ya avanzamos es este reportaje.

A los mandos del Volvo XC40 Recharge

En la presentación tuvimos la posibilidad de probar por primera vez el Volvo XC40 eléctrico. Lo primero que nos llamó la atención es que no tiene botón de arranque: basta con entrar vehículo poner el cambio de marcha en posición D y acelerar. Un reconocimiento inteligente de la llave permite este servicio, ideal para un uso compartido del coche.

Otra cosa que nos llamó la atención es que no tiene modos de conducción. Tan sólo se puede seleccionar si quieres activar la función de un solo pedal, para que al soltar éste actúe como freno gracias a la frenada regenerativa que optimiza la recarga de las baterías, y si quieres endurecer la resistencia de la dirección; nada más, y nada menos… ya que en principio nos mostramos un poco reacios a esta falta de versatilidad, pero después acabó incluso gustándonos.

Volvo XC40 Recharge
Volvo XC40 Recharge

Muchas veces lo más sencillo es lo más atractivo, y eso de tener con un solo pedal la posibilidad de frenar para ser sumamente eficiente, o salir disparado simplemente pisando a fondo y sin tener que seleccionar antes el modo deportivo, es sencillamente brillante. Una vez te acostumbras al tacto del pedal, es como tener en el pie un mando de ‘Scalextric’, si no aprietas se para y si lo estrujas a fondo el coche sale volando.

Y no es sólo una expresión, el Volvo XC40 Recharge sale literalmente disparado. La firma escandinava no ha querido poner cortapisas a la potencia del coche para favorecer su eficiencia, sino que ha querido que sea el propio usuario quien gestione la energía a tenor de su conducción. De este modo al pisar a fondo el coche te deja literalmente pegado al asiento con una aceleración digna de un superdeportivo, pudiendo pasar de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos. Esto es gracias a sus 408 CV de potencia, pero sobre todo a sus 660 Nm de par motor de entrega inmediata a los dos ejes. Hay que coger un coche eléctrico potente para experimentar realmente lo muchísimo que pueden acelerar.

Volvo XC40 Recharge
Volvo XC40 Recharge

A esta extraordinaria potencia le ha venido como anillo al dedo la nueva plataforma CMA, que permite albergar en el piso las baterías, bajando su centro de gravedad e imprimiéndole más peso al vehículo para ganar en aplomo y estabilidad. Es cierto que son unos 600 kilos extra, pero que gracias a la capacidad de respuesta del motor no pasan factura. Y ya que hablamos de potencia y peso cabe señalar que el XC40 Recharge puede contar con bola de remolque para arrastrar un peso máximo de 1.500 kilos.

Pero de un Volvo no sólo se espera unas buenas prestaciones, sino también confort y calidad de vida a bordo, de lo que va sobrado este modelo. A ritmos normales el XC40 Rechrage es un coche de reacciones suaves, muy sencillo de conducir, extremadamente silencioso, no sólo por su motorización eléctrica, sino también por ejemplar aislamiento de su habitáculo y los cuidados ajustes del interior. Es decir, un Volvo en toda regla, pero nunca antes visto.

También »  Novedades del Salón de Múnich (IAA) 2021: Smart Concept #1