Matrículas amarillas: Qué coches pueden llevarlas en España y para qué se utilizan

Te contamos qué vehículos llevan en España las matrículas amarillas y qué significan


Seguro que alguna vez te has fijado mientras conduces que existen vehículos con matrículas de distintos colores. En España, lo más habitual es que las placas de matrícula sean de color blanco, con números y letras en color negro y que la letra E aparezca enmarcada en color azul junto a un logotipo de la Unión Europea. No obstante, también podemos encontrar otras matrículas para designar distintos tipos de vehículos. Hace meses te contamos el origen de las matrículas azules y, en esta ocasión, queremos contarte qué significan y para qué se utilizan las matrículas amarillas.

Las matrículas amarillas se utilizan en nuestro país para identificar a los cuadriciclos ligeros, por lo que son de uso obligatorio para todos los vehículos catalogados dentro de esta categoría. Estas placas de matrícula son rectangulares y cuentan con un fondo amarillo oscuro sobre el que se sitúan una serie de números y letras en color negro, que sirven para identificar al vehículo. Por otro lado, las matrículas amarillas también se emplean en los coches de organismos diplomáticos o entidades internacionales.

Cuadriciclos ligeros

Los cuadriciclos ligeros son aquellos vehículos de cuatro ruedas con capacidad para dos personas que cuentan con un motor que no supera los 50 centímetros cúbicos. Su peso es inferior a los 350 kilogramos y entre sus peculiaridades destaca también su velocidad, puesto que se encuentra limitada a los 45 kilómetros por hora, lo que les impide circular por autopistas y autovías.

Estos vehículos son los considerados “coches sin carné”, aunque para conducirlos es necesario contar con un permiso AM. No obstante, aunque la mayoría de personas acceden a ellos mediante el carné AM, debes saber que también pueden conducirse con otros permisos. Por otro lado, del mismo modo que ocurre con el resto de vehículos, es obligatorio que cuenten con un seguro.

Coches de organismos diplomáticos o entidades internacionales

Las matrículas amarillas también se utilizan en los vehículos que pertenecen a organismos diplomáticos o internacionales destinados al personal consular, es decir, a los empleados técnicos y administrativos de dichos organismos.

Estas placas cuentan con un fondo amarillo en el que se sitúan una serie de números y letras en color negro y en relieve. Cabe destacar que su composición siempre comienza por las siglas TA, seguidas de dos grupos de números cuyo objetivo es identificar al organismo. El primer grupo numérico identifica la Misión Diplomática, la oficina consular o el organismo internacional al que pertenecen los vehículos, mientras que el segundo grupo numérico identifica al miembro del personal técnico que esté acreditado.

A diferencia de los cuadriciclos ligeros, estos vehículos con matrícula amarilla sí que pueden circular por autopistas y autovías, puesto que no cuentan con limitaciones en cuanto a velocidad, peso o número de plazas.

También »  El Lamborghini Urraco celebra su 50 aniversario