El Renacimiento de Lancia como una marca premium, europea y 100% eléctrica

Lancia quiere explotar en Italia para salir y conquistar el mercado premium europeo con un plan que contempla tres lanzamientos electrificados hasta 2028.


El Renacimiento fue un período de crecimiento, de aprendizaje, de expansión de la cultura. Tiempo de transición entre la Edad Media y la Edad Moderna, una ruptura con un tiempo oscuro para volver a los orígenes y reinterpretarlos con un aire nuevo, avanzado, que dio paso a una explosión artística, científica y cultural. Como el ser humano entonces, Lancia se encuentra ahora en su Renacimiento particular, en el inicio de un proceso en el que ambicionan volver a destacar en Europa, esta vez como marca 100% eléctrica y con una cara vocación premium.

En el Renacimiento, el ser humano venía de la Edad Media, un tiempo de guerra constante, destrucción del conocimiento por parte del poderoso, de nobles y vasallos y clases sociales en el que era muy difícil evolucionar. Era necesario romper con eso para crecer como sociedad, como es necesario para Lancia romper con el contexto actual de la compañía, encapsulada en Italia, donde goza de una popularidad significativa, colocando año tras año al pequeño Ypsilon en las listas de los más vendidos, pero sin apenas presencia en otros mercados. 

Reinterpretar el pasado

¿Cómo lo hicieron artistas tan importantes como Leonardo Da Vinci, Tiziano, Giorgio Vasari o el mismísimo Miguel Ángel? Ellos reivindicaron varios elementos de la cultura clásica griega y romana, volviendo a los valores de una sociedad que consideraban rica y libre, reinterpretándola a la modernidad del momento. De todos ellos ha aprendido Lancia, recordando tiempos mejores y nombres como Gamma, Thema, Aurelia, Fluvia, Delta, Stratos… para definir su presente y futuro y crear su nuevo plan estratégico -liderado por Luca Napolitano, su CEO- que debe recolocar a Lancia donde pertenece, en un puesto destacado del segmento premium.

Su nuevo plan se basa en ofrecer una gama de tres vehículos que llegarán entre 2024 y 2028 para salir de Italia y llegar a ciertos mercados estratégicos en Europa, incluido el Español. El primero será el nuevo Ypsilon, que llegará con un motor electrificado y un nuevo diseño tanto exterior e interior con innovaciones para recuperar el estatus de marca premium, que desde Lancia admiten haber perdido. En 2026 llegará su buque insignia, sin nombre todavía, ya como coche 100% eléctrico. En 2028 llegará la estrella, el nuevo Delta, también 100% eléctrico, un coche “esculpido, musculoso, de líneas geométricas”, el renacer de un mito para culminar el Renacimiento de Lancia.

Equipo de Lancia en la fábrica de Stellantis en Turín | Lancia
Equipo de Lancia en la fábrica de Stellantis en Turín | Lancia

Los tres vehículos incluirán, como gran novedad, el sistema S.A.L.A. Como el tornillo aéreo de Da Vinci, uno de sus inventos más icónicos, S.A.L.A. es una de las muchas innovaciones que Lancia mostrará durante su Renacimiento. Este sistema propone un simple interfaz digital sobre el que controlar todos los sistemas del habitáculo, el sonido, la climatización y la luz ambiental, desde una única pantalla, simplificándolo todo al máximo para mejorar la experiencia de usuario.

Con los tres coches, Lancia dice que cubrirá el 50% del mercado y deben posicionar Lancia en el lugar deseado por la marca y por el grupo Stellantis, que espera de Alfa Romeo, DS y Lancia, que apoyen, como marcas premium, a Maserati, como firma de lujo, en la generación de rentabilidad. A partir de 2026, todos los lanzamientos, del plan y posteriores, serán 100% eléctricos para, a partir de 2028, solo vender coches de este tipo.

Expansión europea

Como las corrientes artísticas del Renacimiento, Lancia iniciará su plan en Italia, pero rápidamente se expandirá por Europa, con España, Francia, Alemania, Bélgica, Luxemburgo y Holanda como principales objetivos, aunque llegará a más países. Lancia ha elegido estos mercados fijándose en tres criterios: la pasión por lo italiano de España, Bélgica y Francia, la normalización de la compra de coches online -un canal que será vital para la marca- de Alemania y Holanda y la penetración del segmento B en sus mercados, en este caso en todos los países.

Lancia levantará 100 concesionarios en 60 grandes ciudades europeas y habilitará una web en la que la compra del coche sea una experiencia sencilla e intuitiva preparados para, según sus estimaciones, realizar el 50% de las ventas online. Para gestionar la actividad de la compañía en Europa, Lancia ha nombrado a cinco brand managers. De España se encargará Francesco Colonnese.

También »  El Nissan Micra se pone al día