Nuevo Nissan Qashqai 2021: mejor en todos los sentidos

La tercera generación del Nissan Qashqai supera a su predecesor en diseño, prestaciones, eficiencia y tecnología para reforzar su liderazgo

Cuando un modelo como el Nissan Qashqai, creador del nuevo segmento C-SUV, y más que un nuevo segmento una nueva tendencia general en el mercado del automóvil con la popularización de los crossover, y que además se ha mantenido líder durante 14 años seguidos, el lanzamiento de cualquier actualización siempre tiene un claro competidor. Y es él mismo. Luchas contra tu propia edición anterior. Nissan tenía un trabajo arduo por delante, ya que el modelo precedente del Qashqai era un gran coche, y con unas cifras de ventas de auténtico líder. Pero tras la toma de contacto que tuvimos en la presentación de esta tercera generación, ya podemos avanzar que los ingenieros han superado con éxito el reto al que se enfrentaban.

No cabe duda que el nuevo Nissan Qashqai 2021 es mucho más atractivo que su predecesor, gracias a diseño exterior más moderno y robusto, y a un interior más tecnológico y sofisticado. Pero la evolución del crossover nipón va mucho más allá de su renovada apariencia, ya que sin duda los cambios más importantes están comprometidos con aquello que no se ve, pero se siente. Y en estas mejoras ha tenido mucho que ver el Nissan Technical Centre Europe (NTCE) de Barcelona, a la hora de sacar el mayor rendimiento a posible a todos los componentes que se asientan sobre la nueva plataforma CMF-C en la que se basa el nuevo Qashqai.

Nuevo Nissan Qashqai 2021
Nuevo Nissan Qashqai 2021

Y es que el nuevo Qashqai tiene un acusado acento español, ya que en el NTCE, entre otras cosas, se han realizado dos puestas apunto muy importantes para adaptar al vehículo a la forma de conducción más directa que tenemos en Europa. Por una parte, se ha efectuado la calibración a los gustos europeos del cambio automático CVT, con un ajuste electrónico que lo convierte en un cambio excelente, con unas transiciones perfectas, muy silencioso y sin ningún tipo de aceleraciones en vacío, eligiendo la relación óptima para cada situación, y con una reacción muy rápida a las levas del volante. Y lo decimos sin ser precisamente unos admiradores de este tipo de cambio. Y por otra, la adecuación a nuestros gustos de los motores, tanto los Mild Hybrid como el e-Power, verdadera apuesta de la marca para este modelo.

Durante la presentación los responsables de Nisssan nos avanzaron que pretenden posicionar el precio del Qashqai con motor e-Power a la altura de un diésel Euro 6 de última generación

El propio Director de Comunicación de Nissan Iberia, Francesc Corberó, destacó que “la tercera generación del Qashqai es la más española de todas, gracias a las innumerables aportaciones que desde el Centro Técnico en Barcelona se han realizado sobre el modelo, tales como la llegada de la electrificación a los motores de 1.3 litros; la calibración de algunos sistemas de asistencia al conductor o la adaptación del revolucionario sistema e-Power al conductor europeo”.

Pero son muchos más los cambios que hacen del nuevo Qashqai un coche mucho más dinámico que su predecesor. Para empezar, la rigidez de la carrocería se ha elevado un 48 %, gracias a lo cual, los ingenieros han podido ajustar con mayor precisión la dureza de los muelles y los amortiguadores. Esta modificación aumenta la precisión y la respuesta, al tiempo que reduce las vibraciones. A pesar del aumento general de rigidez, la carrocería es más de 60 kg más ligera, lo que contribuye a optimizar la eficiencia, a la vez que reduce la inercia en la conducción, por lo que los conductores notarán la mejora de la agilidad.

Existen dos configuraciones para la suspensión trasera. Si en nuevo Qashqai cuenta con tracción delantera con llantas de 19 pulgadas o inferiores, se emplea una barra de torsión mejorada, con un nuevo aislante superior en la carrocería que aumenta la rigidez local de la misma y reduce la transmisión de vibraciones al habitáculo. A su vez, y para maximizar la eficacia de los amortiguadores, se ha modificado su orientación hacia una posición más vertical que reduce la fricción y, por tanto, optimiza su rendimiento, garantizando una mejor absorción de los baches y una conducción más suave, además de proporcionar un mejor control del balanceo.

Si en cambio, se ha optado por llantas de 20 pulgadas o la versión con tracción total, se disfrutará del aplomo y el confort que aporta la suspensión trasera multi-link. Ésta proporciona una elevada conexión con la carretera, con una respuesta en curva mejorada gracias a un balanceo minimizado y controlado, sin comprometer el confort. En ambas configuraciones de suspensión, el aislamiento del ruido de la carretera y las vibraciones sigue siendo uno de los mejores atributos del Qashqai, con un refinamiento comparable al de vehículos de segmentos superiores.

Interior del nuevo Nissan Qashqai 2021
Interior del nuevo Nissan Qashqai 2021

Otra mejora que sentimos durante la toma de contacto con el nuevo Qashqai fue la dirección respecto a su predecesor. Es más suave y agradable en su manejo pero al tiempo más precisa y directa, lo que permite un mejor guiado del vehículo en cualquier circunstancia.

Primera prueba con el nuevo Nissan Qashqai

Desde el momento de su lanzamiento, el Qashqai 2021 está disponible el motor gasolina de 1.3 litros con tecnología Mild Hybrid, disponible en dos niveles de potencia: 140 ó 158 CV. El sistema híbrido ligero ALiS de 12 V es una tecnología híbrida que ofrece asistencia de par, parada en ralentí ampliada, arranque rápido y freno motor (solo en versiones con Xtronic), con mejoras tanto en el consumo de combustible como en las emisiones de CO2 (-4 g/km). El sistema híbrido ligero ALiS añade solo 22 kg a la masa total del vehículo.

De serie este propulsor se asocia a aun cambio manual de seis velocidades, pero opcionalmente puede montar la caja de cambios automática Xtronic con las mejoras antes mencionadas, y que le permiten ofrecer una dualidad perfecta entre la suavidad y discreción que se requiere en una conducción diaria, y la velocidad y precisión que se exigen en conducciones más deportivas. Para estas últimas, también se cuenta con unas levas tras el volante.

En la presentación probamos el nuevo Nissan Qashqai con cambio manual y la versión de 158 CV con cambio XTronic, siendo este último el que más nos gustó con diferencia tanto por sus reacciones a nuestras demandas del acelerador como por su consumo, de tan solo 6,7 l/100, en un trayecto mixto. A destacar su dirección mucho más directa con un comportamiento muy noble, manteniendo la trazada que se le marca en todo momento, a lo que ayuda sobre manera su nueva plataforma, mucho más rígida y ligera y, de nuevo, la calibración de las suspensiones realizada para el mercado europeo en el centro tecnológico de Barcelona. Y todo ello con un gran confort de marcha. A ello ayuda el perfecto diseño de los asientos, que minimizan el cansancio del conductor de una forma considerable.

Nuevo motor e-power para el Nissan Qashqai 2021

Pero si hay un cambio que marca la llegada del nuevo Qashqai, este es sin duda el motor e-Power. Todavía no está disponible en nuestro país, pero será toda una revolución, puesto que unirá las ventajas de la conducción eléctrica, a una autonomía de un motor de combustión. Este propulsor funciona a modo de generador eléctrico, permitiendo optimizar su funcionamiento al máximo ya que opera a un régimen fijo de revoluciones. Está todavía pendiente con las autoridades la etiqueta que se le dará, puesto que será mucho más óptimo tanto en consumo como en emisiones que un vehículo de combustión al uso. De lo que sí nos enteramos durante la presentación es de la intención de la marca de posicionar el e-Power en precio a la altura de un diésel Euro 6 de última generación, muy importante si tienen la intención firme de que este motor híbrido tenga éxito. Si queréis saber más sobre el nuevo motor, no os perdáis este reportaje en el que ya avanzábamos en el mes de marzo que Nissan estrenará en Europa la tecnología e-Power con el Qashqai.

Gama, precios y motores del nuevo Nissan Qashqai 2021

El nuevo Nissan Qashqai se comercializa en España con los acabados Visia, Acenta, N-Connecta, Tekna y Tekna+, además de la versión de lanzamiento Premiere Edition, que permite disfrutar de un mayor nivel de equipamiento y elementos distintivos por un precio más accesible.

Desde la versión Acenta ya se disfruta de compatibilidad total con Android Auto y Apple CarPlay, además de llantas de 17 pulgadas. En la versión N-Connecta estas ya son de 18 pulgadas y se suma carga inalámbrica para el móvil, todos los servicios conectados de la compañía, navegación en tiempo real TomTom, asistente Amazon Alexa y Google Assit, y una instrumentación totalmente digital y configurable de 12,3 pulgadas, entre otros elementos. El equipamiento Tekna añade un Head-Up Display a color de 10,8 pulgadas, faros Full LED matriciales y adaptativos, portón trasero automático, tapicería de cuero y el afamado sistema de seguridad ProPilot de Nissan, además de llantas de 19 pulgadas. Y el topo de gama Tekna+ incluye llantas de 20 pulgadas, asientos eléctricos y calefactables, suspensión deportiva multi-link y un sistema de sonido Bose con 10 altavoces.

Nuevo Nissan Qashqai 2021
Nuevo Nissan Qashqai 2021

Los precios de tarifa del nuevo Qashqai parten de los 25.650 euros del modelo 1.3 de 140 CV mHEV con acabado Visia, pasando por los 34.350 del N-Connecta que se espera que sea el más demandado en España, y hasta los 42.450 euros del Nissan Qashqai 1.3 de 158 CV Xtronic y tracción 4×4 con acabado Tekna+.

A falta de ver los precios del e-Power y cómo penetrará en nuestro mercado, el nuevo Qashqai ya está cosechando el éxito que se espera de él, más de 1.100 reservas, lo que sitúa a España como el país europeo con mayor número de preventas.

Aquí tienes todos precios y acabados para España del nuevo Qashqai 2021.

También »  Olivier François: “En Fiat hemos escogido una estrategia clara basada en la electrificación”